En busca de la felicidad perdida. El gran Meaulnes.

En cuanto a cómo afrontar la vida, en mi opinión existen dos tipos de personas: por un lado están los que quieren crecer a toda costa, dejar atrás el pasado y mirar solo hacia delante. Por otro, quienes llevan por bandera el lema “Cualquier pasado fue mejor”, a los que les ha calado el síndrome de Peter Pan hasta los huesos y todo lo que hacen está rodeado de una aureola de melancolía. Tengo que admitir, por si quien me conoce aún no lo sabía,  que soy del segundo grupo. Por eso supongo que me ha cautivado este libro como no lo había hecho otro. El Gran Meaulnes, es toda una oda a esa melancolía, a buscar lo que una vez tuvimos pero hemos perdido y no sabemos por dónde empezar para volver a encontrarlo. Sigue leyendo